Saber más

¿Son seguros los productos?

Sí.

Mitala cuenta con la garantía de un Laboratorio Español Independiente, que ha testado una muestra de nuestros productos, garantizado así su seguridad.

Trabajamos únicamente con materiales certificados. Utilizamos una técnica de elaboración propia avalada y somos fabricantes directos de nuestros productos.

Todos nuestros artículos están elaborados a mano con sumo esmero, dedicando a cada uno el tiempo que merecen.

Cumplimos con la Normativa Europea vigente.

La seguridad es nuestro mayor compromiso.

¿De qué materiales están hechos?

Únicamente utilizamos materiales certificados.

  • Silicona orgánica, también conocida como de grado alimenticio o grado médico.
  • Madera de haya ecológica procedente de bosques sostenibles.
  • Hilo suave y ultraresistente de satén.
  • Broches para chupeteros metálicos con protección de madera (sin barnices o tintes tóxicos).
  • Cierres antitirones para collares de plástico resistente ABS.

¿La madera le gustará al bebé?

Sí.

Tu bebé controlará perfectamente los diferentes tipos de materiales de los mordedores o collares. La silicona la morderá y la madera la chupará. En ocasiones de mucho dolor gingival tu bebé podría mordisquear la madera, pero no es lo más común y tampoco es peligroso.

Recuerda que puedes nutrir las cuentas y aros de madera con aceite de oliva (siempre y cuando hayas confirmado que tu bebé no sea alérgico), así lucirán bonitos más tiempo.

Como en el resto de productos para bebés del mercado, toda madera deteriorada ya sea por uso continuado, mal uso u otras razones, debe desecharse.

¿Se pueden lavar y/o esterilizar los artículos?

Junto con tu pedido recibirás una tarjeta de consejos de uso, donde encontrarás la información relativa al uso adecuado de cualquiera de nuestros productos. Te recomendamos guardar dicha tarjeta para futuras revisiones.

Recuerda que todos nuestros productos pueden y deben lavarse con jabón suave y agua fría o tibia. No olvides secarlos tras cada uso o lavado, sobretodo la parte metálica de los chupeteros, así te durarán bonitos más tiempo.

Recuerda que todos nuestros productos pueden esterilizarse EXCEPTUANDO AQUELLOS QUE CONTENGAN MADERA, puesto que cualquier cambio brusco de temperatura podría dañarla.

En ningún caso nos hacemos responsables ante el daño de nuestros productos por una mala utilización de aparatos de esterilización. Por favor sigue las instrucciones de uso de cada aparato esterilizador para no dañar los artículos. Ante la duda, no esterilices. El agua y el jabón son suficientes para una buena higiene de los productos.

 

¿Qué es un Collar de Lactancia y para qué se utiliza?

Un collar de lactancia es un montón de cosas.

  • Es una joya para la mamá segura para el bebé.
  • Favorece la lactancia materna o con biberón, cubriendo el inicial reflejo de agarre del bebé salvando el pecho de la mamá de arañazos y su pelo de tirones.
  • Ayuda al bebé a centrarse durante las tomas, evitando las distracciones de los peques más curiosos.
  • Es el complemento ideal para portear ya que ayudará a que el bebé esté entretenido.
  • Estimulan los sentidos del bebé gracias a los diferentes colores, formas y materiales.
  • Es el complemento perfecto para estimular la coordinación óculo-manual y mano-boca del bebé, favoreciendo su motricidad fina.
  • Alivian las molestias de la dentición, calmando la continua necesidad de morder puesto que el bebé podrá chuparlo y mordisquearlo con total seguridad.
  • Ayudará a estrechar lazos y crear un vínculo entre mamá y bebé.

¿Qué diferencia hay entre los aros de madera y silicona para los mordedores?

Ambos aros ejercen la misma función y las diferencias son prácticamente estéticas.

  • El aro de madera de haya ecológica mide 7cm
  • El aro de silicona de grado alimenticio mide 4,5 cm.
  • La madera no se puede esterilizar y debes revisarla con más frecuencia.

¿Cada cuánto tiempo se han de renovar los productos?

Nunca olvides que jamás debes utilizar ningún producto que, por el uso u otras circunstancias, esté dañado.

Recomendamos cambiar de collar de lactancia, chupetero o mordedor cada 4-8 meses. Aunque esto dependerá directamente del uso y los cuidados que le proporciones.

Si el producto se cuida y se respetan las instrucciones de uso, podrás disfrutarlo durante mucho más tiempo. Sin embargo, si se utiliza de forma excesivamente continuada o no se cuida como es debido, deberás reponerlo en un plazo recomendado de 4 meses.